martes, 1 de febrero de 2011

¿Quién era yo para decirte lo que querías escuchar?

Ayer, por primera vez en mi vida, fui capaz de decir en voz alta: "Nunca había querido a nadie tanto". Y es que es verdad, aunque me contestarás con un triste: "Exageras".

5 comentarios:

  1. depende de como fuera ese "exageras" pero si, conozco bastante bien esa sensacion de imbecil profundo que se te queda cuando dices algo tan grande y te contestan algo minimo

    ResponderEliminar
  2. Lo mismo era un Exageras bonito.

    ResponderEliminar
  3. Eres valiente por atreverte a decir eso en voz alta.

    ResponderEliminar
  4. Tu muy valiente, él imbecil....

    ResponderEliminar
  5. Es un recurso. Cuando ocurre algo así, la otra persona tiene tanto miedo, que éste le imposibilita a decir algo parecido. O eso me ha pasado a mí...;)

    ResponderEliminar

Se cayeron al cajón